Skip to content
marzo 12, 2009 / Joaquim Montaner

Los diez NO de la mujer trabajadora

La gente de la Comisión Nacional para la Racionalización de los Horarios Españoles (Arhoe) ha presentado un decálogo para ayudar a las mujeres a conciliar su vida laboral, personal y familiar, y en el que, entre otras demandan, piden “desterrar” el tópico de que las mujeres “sólo pueden progresar si renuncian a su vida privada”.

Después de darle algunas vueltas, y partiendo siempre de que cualquier iniciativa es buena en este ámbito tan complejo de la reconciliación, tengo mis dudas… dudas centradas fundamentalmente en el hecho de que siempre se termina dirigiendo la carga de la acción sobre la mujer… … una de las causas mayores de la falta de conciliación (demostrada en numerosos trabajos de todas las disciplinas y en el día a día) es la inexistencia de corresponsabilidad en los hogares… viéndose obligadas las mujeres a asumir esta carga tan importante de trabajos relacionados con el cuidado (de personas, de hogares, de alimentación, de limpieza,…), carga que, como también se sabe, es no reconocida y es no pagada.

al final… la sensación que me queda tras este tipo de lectura o de revisión de materiales (insisto, siempre útiles e interesantes) es que nos volvemos (los tíos) a quitar la carga de encima… y decimos… venga mujer… no hagas, no admitas, no dejes que,… conciliar se puede… pero claro… sin cambiar ni una sóla de nuestras costumbres o actitudes (como varones… que es mu cómodo).

Me ha sucedido esto también en y con los decálogos sobre terrorismo de género, terrorismo machito, terrorismo machito,… la mal llamada violencia doméstica,…

Al final la culpa de no conciliar o de ser golpeadas y violentadas… será de las propias mujeres… hay que joderse… como una y otra vez vamos alimentando (inconscientemente… o conscientemente… ¿quién sabe?) los dichosos tópicos y mitos omnipresentes sobre estas temáticas (conciliación y violencia de género)

… y nos quedamos tan anchos…

¿Para cuándo vamos a girar (o mejor, abrir el enfoque) para incluir en nuestra mirada y en nuestars agendas el trabajo con los varones… que son quienes realmente tienen que modificar sus conductas?… ¡¡Bastante tienen ya las mujeres con hacer que todo esto que se ha construido no se venga abajo!!

… en fin… aquí tienes el decálogo ARHOE (me gusta que intente provocar cambios…)

Los diez NO de la mujer trabajadora

1. NO renuncies a tu vida privada a favor
de tu vida profesional o viceversa
.
Poder conciliar ambas es un objetivo irrenunciable. Hay que desterrar el tópico de que una mujer sólo puede progresar en su carrera profesional si descuida su vida privada y familiar. Conciliar no es trabajar menos, es hacerlo de manera más eficaz y productiva.

2. La casa NO es un segundo trabajo.
Las tareas domésticas NO son el segundo trabajo de la mujer, ni algo que se espera que haga. Erradica de tu cabeza y de la de los demás esa idea. La casa forma parte de tu vida personal y las responsabilidades que acarrea deben ser compartidas.

3. NO aceptes el concepto “mi marido ayuda en casa”. En lo concerniente a las tareas de la casa y a los hijos, el hombre no debe ayudar ni colaborar, debe compartir las tareas con la mujer, en igualdad de condiciones.

4. NO asumas sola la educación de tus hijos.
Los hijos son tanto tuyos como de tu pareja. Es importante que los niños pasen tiempo con los dos y tenga presente que ambos jugáis con él, no que papá trabaja y mamá se ocupa de las cosas de la casa.

5. Aprende a decir NO en el trabajo.
Es muy importante saber decir NO a los superiores y compañeros de trabajo ante determinadas peticiones que no corresponden a tus funciones o bien suponen un incremento en tus horarios laborales.

6. NO estamos en el siglo XX.
En la época de nuestros padres y abuelos, los roles de hombre y mujer se repartían de otro modo. El hombre trabajaba fuera de casa y la mujer lo hacía en la casa, con lo que su tiempo se ocupaba de diferente manera. Hoy ese reparto ya NO tiene sentido.

7. Los hijos NO son un lujo sino un derecho
y una gran responsabilidad.
Tener hijos es un derecho natural de todas las mujeres, así como atenderlos y dedicarles el tiempo necesario. NO permitas que nadie insinúe que son un lujo o un capricho.

8. La conciliación NO es un favor
que hacen las empresas.

Ni la mujer tiene que justificarse cuando reclama tiempo para conciliar, ni las empresas le están haciendo ningún favor cuando se lo conceden.

9. NO permitas que tu jornada laboral se incumpla. Exige que tu jornada laboral acabe a su hora, y que los permisos especiales y reducciones de jornada que te corresponden se cumplan rigurosamente según lo estipulado.

10. NO des tu causa por perdida.
NO te canses en reclamar tus derechos en cualquier circunstancia y situación al tiempo que cumples con tus deberes. Sólo de esta manera se logrará que las empresas, las administraciones y la sociedad tengan presente la desigualdad que tiene la mujer frente al hombre en todos los ámbitos de la sociedad.

Anuncios

Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: